Category Archives: Artículos

Coaching y Fibromialgia, una alternativa integral que ayuda.

Si padece fibromialgia seguramente ya se ha dado cuenta que para lidiar bien con esta enfermedad no es suficiente el tratamiento médico tradicional.  Es necesario también considerar otros enfoques de tratamiento entre los cuales están:


  • Tratamiento médico tradicional

  • Tratamiento holista

  • Tratamientos no medicamentosos

  • Tratamientos complementarios y alternativos


El Coaching de Fibromialgia es un tratamiento de tipo holista, no medicamentoso, complementario alternativo. Déjenme explicarles cómo surgió mi idea de esto.

¿Qué pasa cuando te diagnostican?

Muchas personas sienten un gran alivio cuando se les informa el diagnóstico de fibromialgia pues tras haber recorrido varios médicos y consultorios, al fin ya saben lo que tienen. De los más grandes alivios es cuando el reumatólogo confirma que se trata de fibromialgia y no una enfermedad imaginaria. Viene una liberación acompañada de un discurso dicho a todo pulmón… ¿Ven? ¡No estoy loca! Me la vivía recorriendo médicos y me decían que no tenía nada, que todo estaba en la mente. ¿Ven como sí tengo algo que me producía dolor todo el día?

Sin duda es una sensación de descanso pues al se pudo comprobar la existencia del malestar generalizado desde un punto de vista médico; sin embargo; también nos asalta la duda sobre ¿y ahora? qué va pasar?

No todas las personas responden igual al diagnóstico. Algunas al saber el diagnóstico, se aplican con su tratamiento y siguen su vida. Hay quienes viven la noticia de que llevarán una enfermedad crónica por mucho tiempo (pues no se ha encontrado la cura), con mucha angustia y ansiedad hecho que les impide llevar una vida con normalidad.


A este último grupo de personas le es necesario contar con distintas modalidades de intervenciones para poder superar este punto de inicio. Es ahí, en este punto, donde propongo el Coaching para Personas con Fibromialgia.

La negación lastima

¿Cómo llegué a esta conclusión? Les platico cómo lo viví yo. Una vez diagnosticada, seguí mi vida adelante con el tratamiento médico, pero seguí sin darme cuenta que estaba en la fase de negación lo cual me llevó a seguir amontonándome de actividades y tratando de resolver siempre los problemas de mis padres y hermanos. No sabía decir “No me corresponde”.

Aún cuando estaba llevando al pie de la letra los medicamentos, no estaba realizando las actividades complementarias que indicó mi reumatólogo. Aunque acudí a terapia, no hacía ejercicio ni meditaciones, ni actividades que trabajaran mi inteligencia a fin de evitar un deterioro condicionante por el síndrome. Eso me cobró una factura alta. No salía del dolor extremo, no podía moverme, se presentaban la fibroniebla diariamente y la sensación de cuerpo quemado era brutal, lo cual detonó una depresión profunda. Tuve que aceptar que había un duelo que trabajar.

Cuando llega la aceptación, creces.

Es por ello que un año después de haber recibido el diagnóstico me di a la tarea de investigar y aplicar algunos métodos de coaching en mí misma pues me convencí de que había sido una muy buena opción para tratar a algunas personas en mi trabajo cuando tenían algún tipo de reto frente a una enfermedad o situación familiar complicada.

Opté por mantenerme dentro del Coaching Cognitivo por ser la disciplina que más se ajustó al tipo de vida de una persona con este síndrome. Tal como define Myles Downey al Coaching; es el arte de facilitar el rendimiento, el aprendizaje, y el desarrollo de otra persona, decidí entonces realizar un entrenamiento de mis funciones cognitivas, es decir, estimular algunos procesos mentales que me permitieran realizar tareas adecuadas a mi nueva forma de vida con fibromialgia. Un ejemplo de ello fue realizar ejercicios apoyada de algunos libros de estimulación cerebral para desarrollar habilidades que creí tener inexistentes como la tecnología. También opté por tomar cursos en línea para diseñar páginas y administrar redes sociales para poner en práctica estas nuevas habilidades. Acudí a sesiones de meditación con distintos maestros y corrientes para aprender a meditar y manejar mejor la respiración. También decidí retomar mis clases de Chi-Kung para el buen funcionamiento de la energía corporal, además de que saqué del cajón mis colores y empecé a colorear mandalas durante momentos de ansiedad. Me siento orgullosa de decirles que me dio resultado.

sun-moon-mandala

Los mandalas son un sistema gráfico que contiene un espacio mental sagrado, un diagrama cosmológico y energético capaz de purificar la mente.

Además logré balancear el consumo de alimentos que no son nada amigables para cuando se tiene fibromialgia tales como es exceso de carne, refresco, café y tabaco, entre otros. He de confesarles que mi filosofía es, que cuando te quitan todo de tajo, terminas por flaquear y caes en lo que precisamente estás tratando de evitar. Esto lo fui trabajando de forma gradual de más a menos, a través de un programa que aterricé en la agenda de mi dispositivo móvil y ¡aquí me tienen! con menos brotes cada día, estando consciente, claro está; de que este padecimiento no tiene cura aún confirmada por la ciencia. Ya no me despeino buscando remedios mágicos untables, ni me doy pie a semejante auto-engaño que sólo me hizo perder tiempo y dinero.

Porque sé que algo se está haciendo… confío.

No pierdo esperanzas de que se están haciendo sendas investigaciones y se concentran resultados a través de congresos mundiales a cargo de IASP a quienes les envío mi gratitud por estar buscando financiamientos y especialistas para enfrentar y curar el dolor crónico.

Pero insisto, ya no me angustio con ese tema de si hay cura o no, o si los médicos están haciendo su chamba. Sé que muchos médicos con vocación y experiencia, nos creen y están buscando el remedio. Yo mientras, desde mi trinchera, me concentro en sentirme mejor y compartir resultados. Cuando pude verlos en mí, favorables en su mayoría, tomé la decisión de realizar un programa que yo llamo “Supero la Fibromialgia” que está basado en un sistema de coaching cognitivo a fin de proveer un apoyo integral para que logren sentirse mejor.

Fui también motivada no sólo por mi médico sino por más de 1000 seguidores en face y en otras redes sociales en donde brindo distintas cápsulas de información divididas en secciones.

Hay tanta necesidad de apoyo para este tema, que me parece importante sumarme a la tarea de compartir experiencias basadas en métodos ya probados. No pretendo decir que descubrí el hilo negro porque sería pecar de vanidad, por el contrario; con toda humildad, les comparto que he puesto un orden basado en un método concentrando varias filosofías de distintos autores para diseñar este programa.

Doy gracias a Dios y a mis Coachees que han tomado ya este sistema conmigo y que tuvieron confianza en mí que gracias a ellas pude afinar el programa. Fueron ellas las primeras en vivir este proceso quienes me han dado la pauta feliz de ir mejorando esto. Me siento honrada de leer sus testimonios en donde expresan que este Coaching de Fibromialgia las llevó a sentirse mejor y ser más productivas, lo cual consideraron como algo muy bueno para ellas.

Aún falta mucho por hacer mis queridas y queridos fibroguerreros. Aún hay muchas herramientas por descubrir y aplicar, sin embargo, hoy por hoy, me siento satisfecha de compartir que este coaching lo estoy haciendo alcanzable a través de sesiones en vivo en facebook y YouTube, y para un proceso más acelerado y con resultados más profundos, de forma individual a través de sesiones en línea para que no sea la distancia física o económica la que limite a las personas a obtener este beneficio.

Espero ser parte del engranaje que está trabajando para que las personas con este padecimiento, se sientan mejor consigo mismas y con el ambiente que les rodea pese a las dificultades que va presentando la enfermedad año con año. Despuès de todo la mente juega un papel importante en todo tipo de enfermedades para las cuales se tiene que desarrollar resiliencia.

Como dice el proverbio tibetano que asumí como frase de entrada en mis correos de notificación de suscripción al programa de Coaching:

 

“Cuando te permites lo que mereces, atraes lo que necesitas”.

 

 

Abrazo suave desde aquí, donde espero escucharte y apoyarte.

María Isabel

Si te gusta por favor síguenos y has clic en Me Gusta:

Causas que conducen a la fibromialgia

La fibromialgia es un padecimiento complejo, todavía desconocido por la sociedad en general y mal entendido aún por muchos médicos. Esta ignorancia conduce a un maltrato persistente hacia millones de personas que están padeciendo la enfermedad, asunto que hace más complejo el tratamiento. Dr. Manuel Martínez-Lavín. 

Investigadores ya han encontrado explicaciones lógicas para las múltiples causas y manifestaciones de la Fibromialgia (FM).

 

 

El dolor existe, no es imaginario y esto se debe a que los nervios encargados de transmitir dolor están irritados de manera permanente a causa de la adrenalina principalmente.

Aún cuando se desconoce la causa de la enfermedad (de ahí el nombre de Síndrome), las posibles causas o desencadenamiento serían:

  • Infección como un virus, aunque no se ha identificado alguno en particular
  • Alteraciones del sueño y descanso poco reparador.
  • Una respuesta anormal al dolor. (Áreas en el cerebro que controlan el dolor pueden reaccionar de manera diferente en las personas con fibromialgia).
  • Respuesta deficiente a la cortisona interna a diversos tipos de estímulos.
  • Algunos muestran niveles disminuidos de la hormona del crecimiento.
  • Trauma físico o emocional.
  • Vías nerviosas encargadas de transmitir el dolor están constantemente irritadas.

Recientemente médicos genetistas identificaron 90 trastornos de ADN de los enfermos, que provocan síntomas a través de alteraciones en los sistemas inmunológico y nervioso de estos pacientes. Esta investigación “representa la única evidencia científica de marcadores genéticos asociados a la fibromialgia”, según afirman sus autores, Genomic Genetics International (GGI)

Si te gusta por favor síguenos y has clic en Me Gusta:

Diagnóstico

Buscar las causas de las enfermedades para actuar con prevención

Consulte a su médico. Evite auto medicarse.

Con todos estos síntomas, seguramente ya fuiste a varios médicos y gastaste la mitad de tus ahorros entre pagos de honorarios y estudios. La buena noticia es que cuando se pusieron de acuerdo varios especialistas en un comité científico de Fibro.Info acordaron en concentrarlo de esta manera en la Guía Debut de Fibromialgia.

Diagnósticos comunes en pacientes con fibromialgia:

  • Síndrome del intestino irritable
  • Cefaleas
  • Contracturas musculares
  • Hipotiroidismo subclínico
  • Síndrome de las piernas inquietas
  • Vértigo o mareos
  • Síndrome ansioso depresivo

También se había dado énfasis al dolor que se producía en ciertos puntos de presión en determinadas zonas del cuerpo. Afortunadamente ya se le da importancia a otros síntomas que se presentan que permiten llegar a un diagnóstico más completo.

Si te gusta por favor síguenos y has clic en Me Gusta:

Distintas definiciones de Fibromialgia

Existen distintas definiciones para tratar de explicar a la Fibromialgia como una enfermedad compleja y difícil de diagnosticar, sin embargo; la más utilizada y aprobada por distintas asociaciones sería:

Es una enfermedad frecuente que se caracteriza por la existencia de muchos síntomas juntos al mismo tiempo. El síntoma cardinal es el dolor generalizado del aparato locomotor, es decir, músculos, ligamentos y articulaciones, pero se acompaña también de cansancio importante, alteraciones del sueño, pérdida de concentración y memoria, ansiedad y tristeza, entre otros.

También se sabe que:

  • Es un padecimiento desconocido y muy complejo.
  • Es una enfermedad percibida en el cerebro como dolor crónico generalizado.
  • Duele todo el cuerpo, duele mucho y duele de manera persistente.
  • Existe una sensibilidad exagerada a la presión en determinadas zonas del cuerpo.
  • Dolor difuso crónico en los cuatro cuadrantes del cuerpo.
  • Afecta predominantemente a mujeres.
  • Es una enfermedad que puede ser genéticamente “heredable”.
  • Cada paciente puede referir el dolor en grado variable. La mayoría cuando acude al médico es debido a dolor intenso.
  • Esta enfermedad no alterna articulaciones ni músculos. Duelen sí, pero no alterna su morfología, es decir su estructura.

Fuente de consulta: http://fibro.info/guia-de-debut-en-fibromialgia/

Si te gusta por favor síguenos y has clic en Me Gusta:

Las selfies que lo revelan todo. Brotes de Fibromialgia

 

Muchas personas me han compartido cómo sus rostros cambian radicalmente cuando están pasando por brotes de fibromialgia. Si tienes la enfermedad, bien sabes a qué me refiero cuando menciono esos episodios de dolor que no queremos pero que, lamentablemente, ahí están.

A partir de dichos comentarios, me dediqué un rato a observar a través de distintas redes sociales de varios países, si esto se podía observar a través de una simple foto, sin filtros ni trucos; así nomás, al natural.

Fue impactante darme cuenta de que se han hecho cientos de selfies de personas en dos momentos: con dolor agudo y cuando el dolor parece haber cedido por un rato. Es increíble la diferencia que encontré. A mí en lo personal no se me hubiera ocurrido jamás hacerme una selfie en un momento de dolor pues ¡quién quiere ver una imagen así! -pensé.

Aprendí con esto que es una expresión colectiva y petición de comprensión. No tenía que ver con mostrar un estandarte de victimismo o asustar a alguien, como injustamente llegué a pensar en un principio. Tiene que ver con algo grandioso. Es una sensibilización colectiva en imágenes que lo revelan todo.

Emprendo este proyecto de selfies en mis redes sociales con las personas que me hacen el favor de leerme. La idea es crear selfies sin filtros; en un comparativo de cuando te sientes fatal y cuando te sientes muy bien. El objetivo de valor que le veo, es que estas imágenes revelen una realidad que aún muchos no quieren aceptar. En fibromialgia, el dolor es real.

“Debe acabarse con la discusión de si la fibromialgia es un padecimiento físico o mental: es un padecimiento real, y punto” Dr. Manuel Martínez Lavín  https://inforeuma.com/wp-content/uploads/2015/09/LRn11.pdf

¿Cómo lo notas en las fotos? Observa los rasgos, la mirada, las comisuras de los labios, las líneas de expresión de tu foto o la de otros. En dichas imágenes que observe durante este año se hace evidente que el dolor descompone el rostro y lo convierte en un lienzo que revela la seriedad del padecimiento y la autenticidad del dolor.

El reto empieza hoy. Si gustas compartir una selfie, durante un brote de fibromialgia y otra cuando te sientes súper en un collage, sería genial pues sería una especie de testimonio.

Va la primera foto conmigo misma. Lamentablemente antier, tuve uno de esos desagradables días y esta es la diferencia. Me parece increíble lo que mi foto revela. Aprendí más de mí misma y de la enfermedad.

Selfie con Brote de Fibromialgia

El dolor se revela en una simple imagen

Concluyo diciendo que una imagen habla más que mil palabras y al verme en este selfie, me doy cuenta de la gran diferencia que esto conlleva y, aunque lo había visto en otras pacientes; jamás lo había explorado conmigo misma y esto me impactó. La diferencia es abismal.

¿Y tú? ¿Qué piensas? ¿Te unes al reto?

Si te gusta por favor síguenos y has clic en Me Gusta:

Las mil y una caras de la Fibromialgia

A raíz del terremoto del pasado 19 de septiembre 2017 en México (y especifico año porque también hubo un terremoto esa misma fecha pero en 1985, donde también me enlisté como voluntaria), he estado pasando por distintas etapas de la enfermedad que me dejan claro que la Fibromialgia tiene más de un rostro que mostrar. De hecho ese desagradable temblor no sólo movió todo mi departamento donde sólo se cayeron lámparas, también movió mi interior. De nuevo mi perspectiva de la vida fue puesta a prueba.

terremoto-méxico-2017-770x445

Ver la tragedia y la necesidad humana por segunda vez en mi vida, me forzó a recordar los eventos que marcaron mi vida y que me llevaron quizá hasta este punto: a vivir y convivir con esta enfermedad.

  1. Fui testigo de la masacre de Tlatelolco contra los estudiantes en 1968 dirigida por el gobierno de un horror de presidente apellidado Díaz Ordaz. Yo tenía 6 años y vi cosas que no describiré por no mover más, pero fue un evento que no olvidaré nunca.
  2. Terremoto del 19 de septiembre de 1985 en CDMX (entonces DF), donde miles de personas perdieron sus casas y la vida. Durante varios meses se percibía el olor a muerte y dolor. Mis hermanos, mi entonces esposo, mi padre y yo nos ofrecimos como voluntarios rescatistas pues hacían falta miles de manos para rescatar atrapados en Tlatelolco (nuevamente cito Tlatelolco porque ahí vivían mis padres). En ese momento sentí una enorme impotencia. Éramos en mi equipo como 30 personas tratando de levantar un muro de edificio para sacar a personas que se lamentaban entre los escombros. No pudimos hacer mucho. Poco a poco nos ganaba el silencio de sus voces. No pude resistirlo mucho tiempo. Una experiencia inenarrable.
  3. Divorcio difícil de llevar por mi corta edad y por el humillante motivo.
  4. Accidente automovilístico de mis hijos y su padre en la carretera de Cuernavaca y en donde casi pierden la vida los tres. Meses de recuperación emocional y de terapias físicas para mi hija.

Esta ocasión mi hija y yo nos ofrecimos de voluntaria para hacer cientos de refriegerios para rescatistas. No duré mucho. La diferencia entre años anteriores en que pude sobrellevar bien las situaciones y el ahora, es que hoy tengo fibromialgia y es aquí donde empiezo a descifrar las caras que tiene la fibromialgia.

 

La adrenalina que corría por mi cuerpo durante las primeras de este último terremoto fue un factor que detonó en mí, mucha energía misma que destiné para atender esta necesidad humana. Tras 4 o 5 horas parada en constante agacharse y levantarse empezó el dolor de piernas y columna. La fibromialgia me empezó a hacer el gesto de desagrado.

Opté por cambiar de tipo de voluntariado. Ofrecí los servicios que doy a mis clientes como Social Media Manager y Community para publicar las necesidades de los principales centros de acopio de la ciudad y alrededores de forma gratuita. Se dice fácil. Fueron horas tan intensas de trabajo durante varios días y sus noches que terminaba agotada al extremo. ¡Y eso que me la pasé sentada frente a mi computadora! Fue menos extenuante que la producción de refrigerios, claro está; pero de cuando en cuando pensaba. ¿Es un cansancio tal por la fibromialgia o porque en realidad la actividad en sí es fuerte por la demanda de artículos para distintos puntos donde había crisis humanitaria? Creo que fueron las dos. Mis emociones estaban al cien. Motivada, fuerte, tenaz, consciente.

Tras tanto ajetreo y la oleada de trabajo que afortunadamente llegó, no tuve más tiempo para dar la continuidad que merece un blog que se precie de ser bueno. Tras tanta explosión de cosas fortuitas tuve varios “brotes” de fibromialgia. Entre parestesias, dolores de cabeza y de piernas pasé esas semanas intensas con mucha energía que de pronto se convertían en bajadas en picada y no podía mover un sólo dedo. Para ello, tomé intervalos de descanso y sueño a fin de recuperarme del agotamiento.

Todo esto que les platico es parte del día a día de una persona con el padecimiento. Es complicado llevar una vida estable, normal. Nunca sabes cómo vas a amanecer y cómo, durante el día, el agotamiento acompañado de dolor, se van a manifestar de forma tal, que no puedes terminar tus rutinas. A esto me refiero cuando digo que la fibromialgia tiene muchas caras. Son tantas las formas que cada persona tiene para responder ante tantos estímulos externos e internos que es difícil mantener la misma sonrisa iluminando tu rostro cuando se tiene una enfermedad tan compleja.

 

 

 

 

Si te gusta por favor síguenos y has clic en Me Gusta:

Lady Gaga entra al club de Fibromialgia.

El periódico La Vanguardia, revela el día de hoy que Lady Gaga padece fibromialgia y la lleva a anunciar que se tomará un largo descanso de la música.

Creo que Dios nos la envió para hacer más visible la enfermedad que sigue siendo un tema aún muy discutido.

Aunque no me agrada que otra persona más sufra esta desagradable enfermedad, es un hecho que esto lo veo con buenos ojos, desde el punto de vista de oportunidad, debido al lugar tan emblemático que ocupa la extraordinaria cantante.

Pido a Lady Gaga a través de este medio, que, desde la posición en la que se encuentra con tanta influencia, levante la voz a favor de miles de personas que padecen Fibromialgia y que están buscando ser escuchadas alrededor del mundo.

Ojalá también pueda instar a campañas de recaudación de fondos para contribuir con la investigación para la cura del síndrome.

Les comparto el vínculo del diario donde se publicó la noticia.

LADY GAGA REVELA QUE PADECE FIBROMIALGIA

Hasta la próxima

Si te gusta por favor síguenos y has clic en Me Gusta:

¿Quiénes estamos detrás de Supero la Fibromialgia?

Para una organización sin fines de lucro siempre ha sido un reto en el tema de formar equipos de trabajo donde se cuente con personas con las funciones de investigar, idear artículos, redactarlos, editarlos, buscar en bancos de imágenes, curar las fotografías, editarlas, crear frases publicitarias atractivas, publicar en redes sociales, etc.

El ofrecer este tipo de apoyo, no sólo consta de publicar los propios contenidos producto de una experiencia como profesional y como paciente de fibromialgia; requiere de perseverancia, criterio, sensibilidad, concentración, disciplina y un sistema de control que permita ofrecer al lector información que le haga sentido y pueda aplicarla en su vida diaria de forma práctica.

Se dice fácil. Se escribe en dos párrafos todo lo que implica pero en realidad no es nada sencillo, sobre todo cuando se tiene fibromialgia y sólo se trata de una sola persona la que lo hace: yo.

collage Isa

Esta misión que me impuse con gusto, actualmente me está llevando más tiempo del que había pensado, cuando decidí formar Supero la Fibromialgia. Se convirtió en un trabajo de tiempo completo sin honorarios de por medio. Es un tipo de “voluntariado personal” que consume de 10 a 12 horas diarias para concretar información relevante, lo cual ha llevado mi saturación y aumentar un poco mi fibroniebla.

Por el momento estoy empezando a buscar recursos y patrocinadores para hacer más grande este equipo de trabajo a fin de participar, desde México, como una alternativa de apoyo para miles de personas que requieren de un servicio como este: coaching de fibromialgia. La ventaja de este sistema es que es un coaching en línea y he podido abarcar más territorio fuera de mi continente. Gracias a hombres y mujeres en España, que me han motivado a seguir con esta misión.

La información que comparto sobre Fibromialgia es y siempre será gratuita, obviamente porque es de dominio público. Todo mundo debe tener acceso a esta información por derecho humano.

El Coaching es un sistema que requiere de herramientas para estar en posibilidad de brindar lo mejor a los y las pacientes con el síndrome, es por ello que el sistema lo estaré dando a muy bajo costo para hacerlo accesible.

Espero lograr el objetivo de seguir creciendo con esta iniciativa, que hasta ahora ha ido poco a poco, en aumento de confianza de sus seguidores y fans en el Facebook, Instagram, Tumblr y Twitter. Gracias, gracias, gracias a todos ustedes por su apoyo.

Luz y Amor para ustedes.

 

 

Si te gusta por favor síguenos y has clic en Me Gusta:

Vidas que trascienden

Un hasta siempre aplica para despedir a Louise L. Hay quien el día de hoy partió al espacio infinito de la Luz.

Dejó un gran legado de sabiduría que miles de personas siguieron a pie juntillas. Conozco tantas personas que fueron a sus cursos y he visto como transformaron sus vidas para bien que no dejo de admirarme. 

En honor a esta gran mujer dejo aquí esta imagen como un tributo a esta gran persona y bendito ser humano.

Si te gusta por favor síguenos y has clic en Me Gusta:

Historia personal del magullado, una historia que podría ser la tuya.

“Hay que golpear dos veces para conseguir un trauma”. Sigmund Freud. Les Moi et les mécanismes de défense, PUF, 1936.

Primer golpe: primer médico, un ortopedista. -Creo que tiene fibromialgia pero hay que hacer pruebas. Mi reacción: Incredulidad.

Segundo golpe: segunda opinión, segundo médico, un famoso reumatólogo especialista en fibromialgia. -Efectivamente, tiene fibromialgia- Mi reacción…surge el trauma.

Para curar el primer golpe tuve que conseguir un lento trabajo de cicatrización. Era preciso para mi mente y mi cuerpo. Había que procesarlo.

Para atenuar el segundo golpe se hizo necesario que cambiar la idea que uno se hace de lo que ha ocurrido, por tanto tuve que reformar la representación de mi desgracia y ponerla en los ojos de los demás, es decir; asumir con valor que la enfermedad ahí estaba (aún está), y debía hablarlo con mi familia. Sabía que el relato de mi angustia llegaría a su corazón y el retablo que reflejaba mi tempestad les heriría.

Había que hacerlo y con el mayor valor posible. Explicar que muchas de las cosas que veían en mí, irían transformándose poco a poco. Fue una herida real y profunda. Pero la cicatrización había que agregarle lo que representaba en mi vida transformarme.

Lo que más trabajo me costó fue el darme cuenta de que la cicatriz queda y se convierte en una brecha entre mi personalidad y el punto débil que me acompañará siempre y se ampliará durante las crisis de dolor y debilitamiento. Darme cuenta de la metamorfosis de la belleza de una mariposa a una oruga frágil no fue nada sencillo.

Metamorfosis

 

mujer escultura

Manos a la obra pensé. Me dijeron que no había forma de curarla, sin embargo; activé mi mecanismo de defensa y no quise dar entrada a mi memoria a ese mensaje devastador. Constituí en mi mundo íntimo una serie de mecanismos en forma de operaciones mentales capaz de permitirme la disminución de mi malestar provocado por el diagnóstico.

No me podía permitir torturarme por un recuerdo de esa consulta porque lo llevaría a donde quiera que fuera.

Afortunadamente, mi familia, no fue parte de una institución que implicara una agresión externa, pero aprendí que la sociedad sí. La enfermedad no era reconocida hace diez años como tal, así que había que lidiar también con la incomprensión y el desconocimiento.

Fue aquí donde empieza la fiebre de mi compromiso social que me obligó a descubrir en mí misma, otro modo de ser humano. Y se ha convertido en un proceso de aprender y re-aprender muy intenso y mediante el cual, buscaré con toda mi alma, compartir contigo para atender el reclamo continuo de nuestros cuerpos adoloridos pero llenos de confianza en que se convertirán, algún día, en mariposas libres de dolor.

Ahora doy sesiones de Coaching de Fibromialgia un sistema que diseñé para apoyar a personas que están en este proceso de resiliencia.

Buenas noches.

Si te gusta por favor síguenos y has clic en Me Gusta:

Categorías

Síganos y regálenos un Me Gusta :)

Síganos por correo electrónico
Instagram
Facebook
Facebook
Google+
Google+
https://superolafibromialgia.com/category/articulos">
YouTube
YouTube
Pinterest
Pinterest
Linkedin
SHARE

¿Disfrutó este artículo? Por favor compártalo con el mundo :)

%d bloggers like this: